Cómo jugar baccarat

Baccarat es un juego de casino que originalmente fue traído de Italia y Francia a finales de 1400. Parte del atractivo de Baccarat es su simplicidad. Tiene la opción de apostar por el banquero, el jugador o un empate.

BACARÁ

El jugador y el banquero no necesariamente denotan casa y jugador, la mayoría de las veces no son más que dos nombres para dos manos diferentes. En este juego, el crupier reparte dos cartas por cada mano. La tarjeta con el número más alto sin pasar de nueve se considera ganadora. Esto casi se parece a apostar en rojo y negro en la ruleta, donde la suerte tiene más que ver con ganar que con nada.

REGLAS DE BACCARAT

Las cartas se cuentan de la siguiente manera:

Las cartas numeradas se cuentan según la carta (es decir, 5 vale 5, 6 vale 6)

10, J, Q y K valen 10

Los ases valen 1

Si un total supera 10, se elimina el primer dígito para que el total sea siempre 0-9. (es decir, un total de 15 sería 5)

Por lo general, el crupier se encargará de todas las cartas y quién saca a qué y solo tienes que sentarte y ver si ganaste. Las salas de baccarat de rodillos altos permitirán al jugador repartir pero el crupier grita a dónde va cada carta.

Aunque simple en su diseño, aquí es donde el Baccarat puede ser un poco confuso. Si el jugador o el banquero reciben un “natural”, que es un total de ocho o nueve, es un ganador automático. Si tanto el jugador como el banquero reciben un trato natural, entonces se declara un empate. Un 9 natural vencerá a un 8 natural.

Si el jugador recibe una mano en las dos primeras cartas que suman 0 a 5, el jugador roba una carta. Si el total es 6 o 7, el jugador se para y, por supuesto, un 8 o 9 es natural.

La mano del banquero tiene algunas opciones más. Si el total de manos del banquero es 0-2, entonces el banquero roba una carta. Si el banquero tiene un total de 3, roba una carta a menos que el jugador haya robado una tercera carta y fue un 8. Con un total de 4, el banco roba a menos que el jugador haya robado una tercera carta que era un 8, 9 o as. Con un total de 5, el banco roba a menos que el jugador haya robado una tercera carta que no esté entre 4 y 7. Con un total de 6, el banco está parado a menos que el jugador haya robado una carta de 6 o 7. El banco siempre está en 7 y en Por supuesto, un 8 o 9 es un natural.

Recuerde siempre que tiene que pagar una comisión a la casa cuando gana una apuesta realizada en el lado del banquero. Esto suele ser entre 4% y 5%. La ventaja general de la casa es pequeña en Baccarat, lo que probablemente sea la razón por la que es un favorito de los grandes apostadores. En la mano del jugador, la ventaja de la casa es 1.24% y en el banquero es de .6% a 1.06% dependiendo del corte de la casa.

Aunque la versión típica de Baccarat en un casino es principalmente un juego de azar, todavía ofrece la ventaja más baja de la casa de los juegos de casino.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *